XX Marcha BTT Vias del Tren Potríes-Elx (25-Mayo-2013)

Este reto me lo he propuesto con un objetivo claro y con el listón muy alto. Terminar por mis propios medios y no tener que subirme al coche escoba… ya que mi relación con la bici es más bien escasa y menos con la de montaña. Tanto es así que tuve que pedir prestado desde ropa de bici, maillot, culotte y como no hasta la bici.

Mi historia con esta prueba comienza después de la maratón de Barcelona allá por marzo que mi hermano que le pega a la MTB bastante me convenció para que me apuntase bajo el lema ¡¡si tú estás fuerte haces maratones!! (ni que tuviese algo que ver los músculos que ejercitas al correr con los de la bicicleta) no suficiente con eso si la siguiente frase fue ¡si la carrera es llana y cuesta pa abajo!! total que cuando me di cuenta estábamos en el día de la prueba y habiendo entrenado cinco o seis veces de las cuales solo una con bici de montaña.

2520744

Metidos en el ajo el día de la prueba empieza pronto 4:30 de la mañana, hay que desayunar bien y partir hacia Elche ya que la organización nos cita en la ciudad deportiva a las 6:00 para salir hacia Potries en autobús. Es una prueba con mucha participación y salimos nueve autobuses y dos trailers cargados con las bicicletas. La marcha empieza a las 9:30 después de un pequeño desayuno que pone la organización y de coger cada uno nuestra bicicleta.

Empezamos con 26 km de cuestas y algún rampón fuerte para hacer la primera reagrupación y parar a almorzar. Luego caen otros 30 km más hasta el siguiente punto de avituallamiento de agua y bebidas isotónicas con un desnivel positivo alto y algún rampón más que empiezo a dudar del llaneo y las cuestas para abajo que decía mi hermano. Reponemos fuerzas un poco de descanso y otra vez a la carga a por los siguientes 25 km que nos llevarán al restaurante que nos dan de comer con una organización perfecta y una atención de diez. Ahí empiezo a preguntar a la gente (nunca a mi hermano porque no me fio de él) y me comentan que han cambiado el recorrido y lo han hecho más técnico por quejas de que se apuntaba demasiada gente inexperta como yo y mucho ciclista de carretera.

Tras la comida empieza el tramo cronometrado y se ve la estrategia de cada uno y los que ni han comido postre para cuando den la salida tener una buena posición en la puerta con unos supuestos 70 km por delante de carrera que al final sería algo menos. Empezamos con el tramo más exigente de la carrera con un puerto de montaña que la gran mayoría de participantes subía la mayor parte andando del desnivel positivo que tenía. Ya metidos en el km 90 por fin llegan los deseados llaneos y descensos combinados con algún rampón pero sin mucha dificultad. Y sobre las 20:00 llegada a meta con sensaciones muy buenas después de ocho horas dándole a los pedales y diez horas y media desde que empezó la prueba entrando en meta en el puesto 210 sobre 600.

Ya para finalizar aconsejo esta prueba entrenando un poquillo más que yo por muchos motivos: organización, avituallamiento, señalización de la carrera, lugares por los que transcurre la marcha, túneles de las vías del tren etc…

Un saludo

Tomás

Enlaces sobre esta prueba

Un día duro

Amanecía un día espléndido a las 6 am para juntarnos Kaito, Sento y yo y lanzarnos a disputar lo que debería haber sido una marcha organizada por el grandísimo Vicente Belda en Cocentaina y que iba a coincidir con nuestro estreno en esta modalidad.

El distendido ambiente que reinante en la salida y la animación de la serpiente multicolor tras el pistoletazo de salida, no hacía presagiar lo que en el km 10 iba a ocurrir.

A pesar de ser una marcha neutralizada hasta el puerto de Tudons, la velocidad de la cabeza estiraba ya desde los primeros kilómetros el pelotón y nosotros para variar rodábamos en el grupo de cabeza cuando iniciamos la subida de una rampa tras una larga bajada y oímos a unos 500 metros por detrás un estrepitoso golpe seco al que seguía un chillido que me sigue poniendo los pelos de punta según escribo.

Lo que pensaba había sido un accidente por desgracia más o menos normal en este deporte, se convertía en el sonido de la despedida, el sonido de la muerte.

Tras rodar hasta Penáguila, la organización neutraliza la marcha y decide suspender la prueba; había habido una accidente de dos corredores, cayendo uno de los cuales por un pequeño barranco de unos 8 metros sin consecuencias importantes, pero impactando el segundo directamente contra un pino y golpeándose fuertemente el tórax; la bici había quedado partida en tres trozos y la ambulancia de la organización trataba de reanimarle sin éxito.

Un corredor de 42 años, novato como nosotros en esta lidia y con una hija de 8 años fallecía. El día ha continuado y cada uno habrá hecho su vida normal mas o menos afectado por el siniestro, pero una familia ya no volverá a esa normalidad.

A pesar de que cada día vemos en las noticias la cantidad de accidentes mortales, enfermedades, guerras y prácticamente te acostumbres a ello, cuando vives de cerca algo así, reflexionas sobre todo en la vida y te debe de enseñar a disfrutar al máximo de cada momento de esta vida que no sabes cuanto durará.

D.E.P.

Contrareloj Triatlética Gimnasio Stadio – Agost (16-Enero-2010)

El gimnasio Stadio organizaba una contrareloj de 27 km en Agost y dado que los sábados nos toca bici y la novedad de este tipo de carreras, decidimos asistir Bauti y yo, ya que Borja tiene que hacerse un hombre de bien y para eso debe cumplir con los exámenes.

Como nuestra tirada debía ser algo más larga, nos liamos la manta a la cabeza y nos fuimos en bici a Agost para poder completar 80 km (algo que más tarde pagaría..).

Una vez allí nos juntamos con el resto de participantes, la mayoría con un buen nivel pues todos compiten en el equipo de triatlón del gimnasio.

La prueba consistía en 27 km contra el reloj con salidas individuales cada dos minutos. El resto de bicis daban miedo y las extensiones del manillar unidas al viento hacían prever que la lucha iba a ser más dura de lo previsto.

Mi turno, foto de rigor, 3, 2 1 y palante, iba a buen ritmo y bastante homogéneo, recortando un minuto al de delante en 10 km. Me cruzo con Bauti al que también se le ve ligero, pero me empiezan a pasar hasta tres corredores perfectamente acoplados en las bicis de triatlón, al menos yo también remonto a dos, pero ¿dónde esta Bauti?. Me extraño por la tardanza hasta que me indican que ha pinchado, ¡¡en 2 ocasiones!!. Una pena, aunque mejor en esta prueba preparatoria que no en una de las importantes.

Al final quedé en la mitad de la clasificación con una velocidad media de 32 km/h aunque la vuelta se hizo durísima, mientras que Bauti finalizó en 1h:04, lo cual está realmente bien dadas las vicisitudes de la carrera.

Creo que ya estamos en condiciones de terminar de definir la temporada…

Nacho

Nombre Tiempo Puesto General
Francisco Hernández 0:47:18 7
Ignacio García Rato 0:50:34 10
Juan Bautista Ivorra 1:04:26 19