Maratón de las Tucas (27-Julio-2013)

Esta prueba la afrontaba con mucha ilusión, nunca había estado en Pirineos en verano, lo organizamos en plan viaje de una semana y el último día haría la carrera, convencimos a nuestros amigos de Alcoy (que ya me acompañaron a Roma) para que nos acompañaran con el compromiso de que subiría al Aneto con mi amigo.

Reservamos una cabaña en un camping a 8 km de Benasque, cuando llegamos, lo típico, fuimos a pedir información de la zona, y yo le pregunté, una senda de aproximadamente 10km con unos 500m de desnivel hay por aquí por el camping?, se hizo el silencio y entonces me dije, dios, estoy enfermo, solo me preocupa entrenarme … , me dijo una que salía del camping de 8 km con un desnivel de 400m rodeada de abedules que me servía perfectamente, esa la haría todos los días a primera hora y luego baño en el río que pasa por el camping.

   

Quedamos en subir al Aneto el martes por la mañana, se lo comento a Ramón  (de A to trapo) que estaba alojado en Benasque, él iba a hacer los 70km (la vuelta al Aneto). Salimos a las 5 de la mañana rumbo al Aneto los tres, sólo os diré una cosa; 7km de subida y 7 de bajada, tardamos 11h, nieve, agua, rocas; pero coronamos el Aneto muy emocionados y abrazados, sobre todo mi amigo que con 63 años subió el primero. Esto me vino muy bien como entrenamiento para la carrera, ya que supe lo que era un nevero y los bloques de roca que luego me encontraría en la maratón.

El resto de la semana transcurrió entre visitas a bodegas, baños en aguas venidas del deshielo (ideal para los músculos, aquí me lesioné el empeine del pie derecho al saltar y encontrarme una roca debajo del agua) y recorridos por sendas espectaculares.

IMG_1346

Llegó el día de la carrera y el pie lo tenía jodido, maldiciendo porque había saltado y muy preocupado por si no la acababa, pero ya que he venido, voy a darlo todo y disfrutar, cuando no pueda más, me retiro.

Empezamos a las 10 de la mañana afrontando 42km y 2200 de desnivel, de Benasque subimos a la estación de Cerler por una senda pero con atasco, la gente caminaba mucho, luego una bajada de vértigo por senda hasta la localidad de Eriste, aquí hubiera disfrutado Fran (calores) con la bajada, en Eriste me estaban esperando Rosa y mis amigos, preocupados por mi pie, de momento iba de lujo, a partir de aquí una subida por senda y pista hasta el collado del monte Posets pasando por el refugio Angel Orús, una subida impresionante de aproximadamente 10 km sin descanso, pasando por encima de bloques de roca, ríos y los impresionantes ibones (lagos) y neveros, en estos momentos me acuerdo de tres compañeros que tendrían que estar aquí (Fran, Maripaz y Roberto).

Bajamos hacia el refugio de Estós por encima de rocas afiladas y luego senda corrible donde te desquitabas de todo lo anterior y donde era una gozada beber de los ríos y comer fresas silvestres, llego al refugio de Estós y me oigo una voz que dice “coño A TO TRAPO”, me quedo mirando un poco atontado y resulta que es Manu, el hijo de Jesús (el presi), que estaba haciendo el GR, os juro que me emocioné un montón, no me lo esperaba, me hice una foto con él y para abajo hacia Benasque todo bajada por pista hasta los últimos 3 km por asfalto, ahí me cagué en todo y me jodió mucho la verdad, la entrada a Benasque impresionante, la gente te hacía un pasillo aplaudiendo y animando como si fueras el primero, como la vuelta ciclista, hasta la meta.

Un ole por la gente que te animaba por todo el recorrido, no tanto por la organización que en el caso de los 114 km que la hicieron Esteban y David (de nativos) fue un desastre.

Ramón, Jessi y Hortensia que hicieron la de 70 km lo pasaron mal, ya que les llovió, etc pero eso ya lo contara Ramón en su crónica.

Gracias al grupo de Whatsapp estuvimos en contacto y comprobamos que todos habíamos llegado bien, bueno, habíamos llegado.

   

Una experiencia inolvidable, los Pirineos.

Agradezco a Rosa y a mis amigos, Eduardo y Toya, que me cuidaron para que pudiera correr la maratón

Nota: esta mañana me molestaba la ropa para ir a trabajar, el agua caliente, mucho calor, mucho ruido, mucha gente; ME VOY A LOS PIRINEOS, me ha tocado la fibra.

Enlaces sobre esta prueba

Nombre Categoría Tiempo Puesto General Puesto Categoría
Josemi V1M 6:39:11 70 23

 

La pequeña evasión

Tengo que procurar no hacer ruido. Me duele cada hueso, cada músculo, cada milímetro cuadrado de mi geografía. Sé que me están buscando, oigo sus pasos. No sé si aguantaré. Es la lucha, mi lucha para sobrevivir.

Desconozco si Marc y Carlos han conseguido escabullirse y se encuentran ya fuera de peligro. Lo último que recuerdo de ellos es que, cuando nos liberamos de las ataduras y redujimos al guardián, cada uno tomamos una dirección distinta para contar con más posibilidades de salvación. Pero, apenas iniciamos la huída, pude oír las voces de alarma y la puesta en marcha del operativo para darnos caza.

Sé que si nos atrapan no tendremos una segunda oportunidad. El enemigo no perdona la insumisión. Este pensamiento me da fuerzas para resistir. Mientras no me localicen estoy vivo y mientras hay vida hay lugar para la esperanza.

Necesito toda la suerte de mi parte para pasar desapercibido. En mi desesperada carrera tropecé y caí justo en un hueco camuflado por abundante follaje. No tengo más alternativa que esperar. Si salgo a la carrera quedaré al descubierto y no tardarán en darme alcance. Además estoy muy cansado y no podría llegar lejos.

Contengo la respiración. Los presiento cerca y sé que ellos también tienen todos los sentidos puestos en detectar cualquier sonido o movimiento  que delate mi presencia.

En un par de horas o menos empezará a anochecer. Si aguanto hasta entonces mis opciones serán mayores, estaré más recuperado y la falta de luz favorecerá mis movimientos. Además, para entonces, es probable que ellos consideren que ya debo estar lejos o bien que me he despeñado por algún acantilado y relajen la búsqueda.

A pesar de la tensión, el tedio por la espera y la inmovilidad forzada me dieron somnolencia. Debía de haber pasado más de media hora cuando me sacó de mi adormilamiento aquella voz conocida.

– ¡Niños, a merendar!. Dejad el juego, ya seguiréis más tarde.

Con nocturnidad y alevosía en la Sierra de Castalla (19-Julio-2013)

Del blog de Elías «Pasión por el running«

Al final fuimos 11 personas las que a las 21:00 de la noche del viernes arrancábamos desde la puerta de mi casa en Castalla. De Yecla se acercó Verena, de Alcoy lo hicieron Jessi, Noelia y José Miguel, de Castalla se sumó Sergio Galiateo, de Alicante subieron Esteban Díaz, David Galiana, Juanma, José Luis Galiana y Gosa.

Una buena mezcla y amalgama de clubes: A to trapo, Club de atletismo de Castalla, Aper, Club Nativos, Onsen Runners. Pa muestra que mejor que echar mano del fotógrafo oficial de la cursa, Juanma. Algunos, además, estrenamos equipación.

IMG_5140

En los primeros compases todavía hacía calor. A los dos kilómetros dejábamos el asfalto y poco a poco nos internábamos en la Serratella, primera senda de subida un tanto abrupta y también un tanto técnica.

Un kilómetro y medio de constante subida y pisábamos la primera pequeña cima. El atardecer espectacular, al fondo y a la derecha veíamos el macizo de la sierra del Reconco y a la izquierda podíamos divisar los últimos 5 minutos de un sol moribundo junto a la sierra de Biar.

IMG_5141

Continuamos hasta llegar a la «Casa del Revolcador» y en vez de pasar por delante de la jauría de canes hambrientos y evitar que alguno de nosotros sirviésemos de carnaza de un tal festín, decidimos girar, cogiendo una senda que rodea la casa por detrás de esta y adentrándonos un poco más en la Sierra de la Argueña.

Al poco y a través de una corta pista, llegábamos a la Font de la Carrasca, todavía con agua, gracias al atípico comienzo de verano. Recargamos los bidones y comenzamos el ascenso hasta la Umbría del Carrascal, el «Pou de Nou» totalmente restaurado despertaba la curiosidad de todos. Aprovechando el alto, algunos preparamos el frontal y comimos algo.

Arrancamos de nuevo y ya no paramos hasta llegar a los pies del tortuoso cortafuegos que culminaría cerca de la cumbre de la Replana. Al llegar a la cresta, la suave y fresca brisa invitaba a quedarse más tiempo allí, disfrutando de las vistas y de tal agradable momento. Alguien hizo que algunos despertásemos y con la voz de «Oso Ondo» continuamos cabalgando la cresta de la replana; a unos metros antes de coger la senda que parte del mismo camino hacia la derecha, vimos unos frontales parados al fondo, era otro grupo de corredores a los cuales saludamos y lo mismo hicieron ellos.

Habíamos dejado la pista de la replana atrás, y nos dirigíamos hacia «Las fermoses», a través de una senda con algo de roca. Las vistas y la suave inclinación del terreno, invitaban a bajar «a fuego» o al contrario, tomarte tú tiempo para poder escudriñar el paraje por el que pasábamos.

IMG_5152

Dejamos la senda para coger otra pista que nos llevaría al GR-7 y sobre este, tomamos dirección norte, al poco lo abandonábamos para comenzar el ascenso a la «Lloma Ampla», a la izquierda podíamos observar la «mano del hombre», troncos de pinos, posiblemente algunos de ellos centenarios, apilados como mondadientes, el olor a resina era abrumadora.

Al grito de otro «oso ondo»!! y al poco estábamos en la cima de la Lloma Ampla, comenzamos a trotar por la serpenteante senda que crestea hasta la encrucijada del «Camí Real». Haciendo una pausa se podía contemplar un cielo limpio y plagado de estrellas. Una vez todos reagrupados, propuse dos alternativas, o bajar hacia Cantalaes y desde aquí al «Pino del Litero» o continuar recortando por la «Caseta del Ángel» hasta el «Pino del Litero». La falta de tiempo y no el cansancio hizo que todos nos decidiésemos a bajar por la «Caseta del Ángel».

Llegamos de nuevo al asfalto, y después de un par de kilómetros, pisábamos de nuevo el punto de inicio.

Bocatas, birras y coca para una buena jornada de entrenamiento en buena compañía.

Elías

[Puedes descargar este track en formato GPX y KMZ]

Este es el recorrido y el perfil registrado con un Garmin Forerunner 210. Las marcas aparecen cada 4 kilómetros.
Para ver el mapa a pantalla completa, haz clic en la lupa roja del margen izquierdo.

El perfil está dibujado con el programa Perfils. Haz clic sobre la imagen para ampliarlo.

El Retorno de los Cinco Magníficos

Una vez finalizada la temporada 2013 hemos de hacer un inciso sobre los cinco compañeros que por causas diferentes han tenido que pasar por el taller  para reparar los daños ocasionados.

El primero en hacerlo fue Jesús, el alma mater del equipo, ultrafondista reconocido, curtido en mil batallas y que solo él sabe dar el toque diferente a las carreras y que estamos seguros de que muy pronto será vitoreado, aclamado y aplaudido no solo por nosotros sino por los demás participantes por su reconocida fama en todos los envites a los que acudimos, y ya lo tenemos rodando con sus pies nuevos.

Nuestro segundo compañero es Fran, nuestro hombre más rápido en la montaña, sólo deciros que en trails es capaz de realizar gestas impresionantes y encima sacar fotos en las que da la impresión de estar entero y en unos tiempos de órdago. En unos meses estará con el equipo Ñ dando matraca, darlo por hecho.

De nuestra tercera gladiadora Mª Paz no vamos a descubrir nada. Ella sola sabe lo que es capaz de conseguir. Con una progresión impresionante en estos últimos años tanto en el asfalto como en la montaña. La cosa no va a quedar ahi porque en breve estará a punto para deleitarnos como antaño lo hizo, estamos seguros de eso.

El cuarto en cuestión es Fernando, el pelu, que aunque lleva poco tiempo en esto del correr, no tiene límites ni miedo ninguno a conseguir tremendas marcas allá donde vaya. En cuatro días como aquel que dice estará, dando guerra, no lo dudéis.

El quinto componente del club es ni más ni menos que Nacho o mejor dicho Naxete trail, un campeón que compite en todos los frentes ya sea asfalto, montaña y triatlón, algo  difícil de digerir ya que requiere un entrenamiento especial con mucho tiempo de dedicación pero cuando él  se marca unas metas  las consigue con creces y esperamos que nos siga dando muchas alegrías muy pronto.

A tod@s ell@s, todos los integrantes de A to Trapo, les deseamos una pronta recuperación y les mandamos todos nuestros ánimos para que estén con nosotros  lo antes posible.

Un abrazo  a los cinco.

Más fotos de los cinco magníficos.

Las fotos de la recuperación de Jesús.

La directa de Juanjo (13-Julio-2013)

Hemos quedado a las 5 en el parking de las cuevas de Canelobre, pero como no sé llegar, he quedado un poco antes con Juanjo en su casa para ir hasta allí. Cuando llegamos, nos encontramos con Jose Miguel, Ramonet y Manuel, que nos dicen que el resto no viene, así que nos preparamos los cinco, encendemos los frontales y nos ponemos en marcha.

CIMG3200

Comenzamos corriendo por un camino ancho, hasta que llegamos a la senda que nos llevará al Racó Caldero y del después a Falçet. Al principo la senda es bastante corredera, pero pronto comienza a incrementarse la pendiente, la senda se estrecha y se hace más complicado correr. Comenzamos a alternar caminar en las pendientes más elevadas y correr en los lugares más favorables.

Así llegamos al alto del Racó Caldero y tras valorar diferentes opciones decidimos bajar un poco para ir a buscar «la directa de Juanjo», la bajada es muy cómoda y permite correr a buen ritmo. Tras unos diez minutos, llegamos al punto de partida de «la directa». Comenzamos a subir y mientras Juanjo nos cuanta como encontró la senda y como la preparó para la carrera que organizaron, vamos entendiendo porqué Juanma comentó que sería mejor que nos dejáramos las uñas largas. La pendiente se incrementa de manera considerable y en algunos tramos la vegetación es espesa y no facilita el ascenso. Llegamos a un pedrera que complica un poco más la ascensión, puesto que provoca continuos patinazos y nos obliga a ayudarnos con las manos para poder subir. Aunque no nos hemos dado cuenta, ha comenzado a clarear y podemos ver mejor el paisaje que nos rodea. Continuamos la ascensión hasta hacer cima en el Cabeçó.

Una vez arriba, aprovechamos para contemplar el paisaje mientras que reponemos fuerzas comiendo y bebiendo. Tras valorar diversas opciones, decidimos la ruta por la que realizaremos el descenso. El primer tramo, es una bajada de tierra y piedras sueltas, que provoca algún resbalón que otro, pero pronto llegamos a un tramo en el que es más fácil el descenso. Llegamos de nuevo a Falçet y desde allí comenzamos a bajar por una pedrera en la que la primera parte es muy técnica, debido al estado de la misma. Una vez superada la predrera, llegamos de nuevo al camino por el que habíamos comenzado y de ahí a los coches.

DSCF2995

Después del esfuerzo, nos hemos ido a tomarnos una merecida cerveza al polideportivo de Busot. Durante la conversación, Juanjo ha comentado que iba a ir a comprar el pan a una panadería de Mutxamiel, en la que tienen un horno de leña de los de antes y enseguida nos hemos animado todos a acompañarlo para comprar nosotros también.

Como siempre, una buena experiencia, y deseando que llegue ya la próxima.

[Puedes descargar este track en formato GPX y KMZ]

Este es el recorrido y el perfil registrado con Endomondo. Las marcas aparecen cada kilómetro.
Para ver el mapa a pantalla completa, haz clic en la lupa roja del margen izquierdo.

El perfil está dibujado con el programa Perfils. Haz clic sobre la imagen para ampliarlo.