Trail2Heaven 25k – Benasque (9-Septiembre-2017)

Pues aquí va mi crónica del Trail2Heaven 25k.

Siguiendo el consejo de Sergio seguir sumando distancias cortas para no acabar sin piernas(o sin ganas), me inscribí en el Trail2Heaven 25k de Benasque

No había corrido nunca en altura como la del Pirineo aunque pensaba que había entrenado bien para la prueba. Julio y agosto me ha permitido salir bastante a acumular km a pesar del calor y allí nos plantamos mi buen amigo de la infancia Gustavo Lubian y yo.

Después de un relajado viaje hasta Benasque nos acercamos a recoger el dorsal y a escuchar la charla técnica, sobre todo por la previsión cambiante del tiempo. Nos informaron de que la temperatura pasaría de 5º a -5º con lluvia en las horas finales de nuestra carrera, aunque los que lo pasarían peor serían los del 48k. Este cambio se dio en todo el Pirineo y gracias a Dios el gran Cristian pudo contarlo en su Canfranc-Canfranc. También nos indican varios puntos prohibidos para correr por seguridad.

Amanezco con el cuello rígido y dolor de espalda, regalo de los 740km de coche. Bajamos a desayunar y la aspirina y algo de antiinflamatorio me dan un respiro. Mientras vemos la salida de los 48k en Llanos de Hospital, empieza a llover y nos dirigimos al corralito con tiempo por la revisión de material. A calentar. Foto por aquí, foto por allá…pierdo el móvil que el speaker anuncia que ha encontrado…a ver que me pasa más,jaja. Del cuello ya no me acuerdo, buena señal.

Nos juntamos como un rebaño por la lluvia y dan la salida puntual a las 9:30 y salimos para llegar hasta La Renclusa. Las primeras subidas son un poco apelotonadas pero vamos contentos y disfrutando del paraje. Tienes que ir concentrado pero es difícil no querer levantar la vista mientras seguimos subiendo.

Adelantamos a gente y otros nos adelantan, estamos pagando un poco la altura, por encima de 2000 metros es cosa nuevísima para nosotros. Me voy encontrando mejor y sigo tirando para arriba por unas zetas que impresionan con el valle de fondo. Gus se queda un poco atrás, está teniendo problemas con el estómago, pero sigue contento. Con estas llegamos al Mirador del Aneto a casi 2400 y nos invitan a darnos la vuelta a mirar a un Aneto oculto por las nubes, pero al menos saldrá la foto.

Empiezo a bajar rápido, fijándome en otros corredores para mejorar en técnica. Aunque llegue a caerme 2 veces, todo sin consecuencias, bajé tan rápido que tuve que esperar casi 10 minutos a mi compi en el avituallamiento en el km.10. Gracias a la organización estamos a cubierto y calentitos por que no ha dejado de llover en todo el tiempo. Como dicen los grandes de por aquí, si no llueve y no hace frio no es una carrera de montaña.

Llega Gustavo y emprendemos la baja de casi 1500- en los próximos 15km solo alternados con unas cuantas subidas que nos llevaran a Benasque de nuevo. La travesía es impresionante hasta el pueblo y vamos bajando a buen ritmo. Tenemos algo de asfalto pero el 90% es pista y senda. Hasta llegar al último avituallamiento vamos genial de piernas y disfrutando al máximo. La gente que nos vamos encontrando saluda y anima sin parar. Ya sean senderistas, voluntarios y gente de la zona.

Avistamos Benasque y vamos pensando que todo ha pasado volando, supongo que será porque lo hemos disfrutado al máximo. La entrada al pueblo es fantástica, con la gente aplaudiendo en cada calle y sobre todo en la llegada a meta donde los corredores rapidos, familiares, amigos etc. llenan las terrazas y te animan a hacer el último esfuerzo.

Muy contento y satisfecho con el tiempo. Seguimos aprendiendo y sobre todo disfrutando de la montaña. Espero estar a la altura en la Falco de diciembre.

Un abrazo a todos y todas.

Jaume Cangrejo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *