Trail Umbría La Plana – Enguera (19-Octubre-2014)

Y yo pensaba: “una carrerita de 19 km, para no pasar el fin de semana inactiva y darme un paseíllo por la localidad de Enguera”, que no conocía… ¡Ja! Los 1.200 m D+ estaban ahí, escondidos y bien repartidos por las sendas del paraje Umbría – La Plana. Circuito rompepiernas donde los haya, muy bien diseñado, con constantes subidas y bajadas, que atraviesan lugares de increíble frondosidad y belleza. ¡El entorno natural de Enguera merece ser conocido!

IMG_6655Ya en el km 2 se empieza la subida al Piquet, donde hay una cruz y donde el primer chico y la primera chica que coronaran esta cima se llevarían una colección de embutidos. Desde allí arriba se divisa el castillo de Enguera, por donde pasaríamos varios kilómetros después. Se escuchan exclamaciones de asombro y (falso) dolor ante la temprana subida técnica. La primera de varias… Paradójicamente, los lamentos irían en disminución: no sé si por resignación o por economía de aliento…

Paralelamente a la carrera se hacía una marcha senderista de 10 km, que tenía algunos tramos en común con los del trail. Al contrario de lo que ocurre en otras carreras, la presencia de estos animados caminantes, lejos de entorpecer la carrera, añaden vida al recorrido, ya que nos animaban mucho cuando les pasábamos al lado.

Impresionante también la gran cantidad de fotógrafos, algunos tan intrépidos como cualquiera de los que corríamos.   Había tramos en que se juntaban cinco o seis cañones apuntándote y disparando. Y es que había un concurso fotográfico, así que ¡te hacían sentir una estrella del trail!

Mientras avanzábamos, notaba que algunas sendas parecían nuevas. No me pasaron desapercibidos los bellos bosques que atravesamos. No me esperaba tal frondosidad de vegetación… Gracias a estas abundantes zonas de umbría, el sol radiante de este fin de semana no ha sido tan castigador como muchos temíamos. Eso sí, la carrera permite muy pocas distracciones en todo su recorrido y requiere mucha concentración. Se va todo el tiempo a un ritmo vivo y exigente en la medida en que la prudencia lo aconseja. Durante la primera mitad iba viendo a Alberto Enova por delante, teniendo a Juanma a pocos metros (nada) por detrás. Eran mis referencias, aunque sólo con Juanma pude conversar un rato durante la carrera, muy cerca de la pared de 50 m de roca lisa que nos tocó subir a cuatro patas.

IMG_6658Una vez llegados al Castillo y tras rodearlo, conviene disfrutar de las increíbles vistas porque lo que viene después es la subida por el cortafuegos, un tramo de fuerte pendiente que se hace interminable, excepto quizá para Juanma que iba sin lugar a dudas de menos a más. Pasada la primera mitad de carrera, empezó a hacer adelantamientos con una ligereza envidiable, moviéndose entre los tramos técnicos y saltando obstáculos cual delfín surfeando las olas. ¡Qué envidia! Ya no volvería a verle, ni a él ni a Alberto, hasta la meta.

Allí volvimos a intercambiar impresiones y la conclusión fue que la carrera es alucinante, tiene muchísimo encanto, no se hace monótona en absolutamente ningún momento y es, entre las de su distancia, de las más duras que hay por la zona. Personalmente me ha gustado mucho y valoro muy positivamente que hayan endurecido el recorrido respecto a ediciones anteriores que, aunque yo no las haya hecho, seguro que no han sido tan divertidas como las de este año.

IMG_6666Además, está muy bien organizada: el gran despliegue de voluntarios en los puntos de cruce, en los avituallamientos y en las zonas más conflictivas, hacen que el corredor se sienta cuidado y seguro en todo momento. Los avituallamientos, por cierto, no son aptos para gente golosa como yo. Dejaba estos puestos con ambos carrillos llenos de berlinas y un puñado de chocolate en la otra mano. Claro que había plátano, dátiles e higos, como opciones más sanas, pero esta vez se me antojaba “trompudear”, como dicen en Yecla.

La bolsa del corredor contenía una braga de cuello y un gorro, ambos de Lurbel, así como una malla con diferentes tipos de cebolla, cortesía de RPH Onions. A mí, todo lo que me echen de comer, me gusta. En meta, más berlinas, más chocolate y mucha agua. A los afortunados que pillaron chapa, les obsequiaron con vinos, embutidos, miel y más cosas. Creo que Enguera se cultivan cosas muy ricas y variadas. Antes de llegar a meta, nada más entrar al pueblo se entra al pueblo por casas con huertos, algunos de ellos muy exuberantes. También se sorteaban entre todos los corredores y senderistas cenas en bares y restaurantes de la localidad.

Como la abundancia de carreras y compromisos hacen que la agenda de cualquier corredor esté más ocupada que la de un ministro, para mí el verdadero premio ha sido coincidir con los amigos y conocer un paraje hermoso. ¡Cuánto valoro eso! Si a esto le añado que, una vez más, he salido indemne y he acabado con buenas sensaciones, no puedo pedir más. Lo he pasado muy, muy bien. ¿Quién se apunta conmigo para la edición de 2015?

Nota al margen: El 19 de octubre se celebraba también el Día contra el cáncer de mama. Un recuerdo a todos los que participaron en alguna carrera solidaria con esta enfermedad.

Nombre Categoría Tiempo Puesto General Puesto Categoría
Alberto VET M 3:02:48 125 40
Juanma VET M 3:02:59 126 41
Verena SEN-F 3:05:48 139 5

[Puedes descargar este track en formato GPX y KMZ]

Este es el recorrido y el perfil registrado con un Garmin Forerunner 210. Las marcas aparecen cada 4 kilómetros.

El perfil está dibujado con el programa Perfils. Haz clic sobre la imagen para ampliarlo.

Army 10 miler – Washington D.C. (12-Octubre-2014)

Como he llegado a conocer la expresion “Llegar y besar el santo” en Washington D.C.

photoMe iba de viaje por trabajo a Washington y a Nueva York. Como es tan buena costumbre, en la maleta estaban las zapatillas de correr junto con mi camiseta de la maratón de Nueva York para poder lucirla en alguna trotada matutina, antes de meterme en reuniones. Llegamos el sábado por la noche a la capital de EE.UU., para ir directamente a dormir, en el intento de amoldarse al horario americano.

Como era de esperar, me desperté muy pronto, y viendo que hacía buen día, nada mejor que buscar una ruta donde estirar las piernas. En el ascensor, una pareja me mira arriba y abajo, y en la bajada de la décima planta al lobby tenemos la siguiente conversación:

Ella: ¡Estará nerviosa! (you must be excited!)
Yo: ¿Por qué?
Ella: Por la carrera
Yo: ¿Qué carrera?
Ella : La de las diez millas
Yo : ¿Dónde es?
Ella : En el Pentagon

photo 3Y ya habíamos llegado abajo, pero evidentemente habían despertado mi curiosidad, así que fui al mostrador, donde me dijeron que empezaría a las 8:00 (eran las 7:25) y que el Pentágono estaba a unos 15 minutos andando. Asi que allí me voy corriendo, para ver el ambientillo. Al llegar veo que la carrera se llama Army 10 Miler (16 km), y que va pasando por los monumentos emblemáticos de Arlington (donde está el Pentágono) y Washington D.C. No podía resistir, y tenía que conseguir meterme, ¡ya que uno se arrepiente de lo que no ha hecho! Así que puse mi cara de guiri y me acerco a uno de los chavales jóvenes del control de entrada. Le explico que necesito meterme, y a ver ¿si me deja pasar PLEASE?? Y me contesta ¿esto es una pregunta? !Pues si! Y dice que en tal caso, podía pasar.

Así que estoy dentro, junto con unos 35.000 corredores, casi todos americanos por lo que oigo a mi alrededor, y muchos de ellos, soldados, veteranos, o familiares que corren en honor de un soldado caído en alguna de las acciones militares americanas.

Es muy emocionante, me cuelo al cajón de los dorsales rojos, sin tener idea a qué tiempo correspondería, hasta que nos dan la salida.

photo 4Y el recorrido no podía ser más precioso: pasamos por el cementerio nacional de Arlington (donde están las tumbas de los hermanos Kennedy entre otras miles de tumbas), luego pasamos por el puente cruzando el río Potomac, y nos acercamos al Lincoln Memorial para adentrarnos en el National Mall donde están las vistas más espectaculares de los momumentos que tanto se conocen de las películas americanas. Nos llevan por un recorrido precioso por la capital, hasta que volvemos por otro puente, pasando por el Jefferson Memorial para volver al Pentagón. Por el camino, cada 2 millas hay agua, ofrecido por filas de jóvenes soldados.

Había quedado con mis compañeros de viaje a las 10:00 en el hotel para luego descubrir la ciudad. Cuando nos encontramos en el hall, yo ya había tenido mi primera visita turística, pasando por calles cortadas para que 35.000 corredores registrados y yo pudiéramos disfrutar de una mañana soleada y unos cielos azules haciendo un contraste perfecto a los monumentos blancos de la capital. Lo que es: LLEGAR Y BESAR EL SANTO.

Fuera de la iglesia no hay salvación

Esa ha sido durante siglos en la historia y durante años en la breve vida del ser humano la incontestable consigna de todas las iglesias o eclesias o asambleas, inicialmente de guerreros, o del pueblo o de fieles o políticas. En todas ellas el mismo común denominador, aquel que disiente o se desvía es heterodoxo o hereje o traidor o espía, merecedor de la exclusión, el ostracismo, el anatema, el castigo, la tortura, la prisión o la muerte. Así desde siempre. Así ahora. Con unos pequeños oasis, justamente donde no hay palmeras ni desierto, porque paradójicamente es en estos lugares donde se instala ahora el más cerril integrismo que no se anda con retóricas de herejía o traición sino que directamente va con la navaja al cuello antes de preguntar. Me refiero a los oasis de tolerancia en algunas partes de Occidente, y cuando digo tolerancia no es porque se trate del paraíso sino porque aquí aún no cortan la cabeza aunque a veces el afectado no sepa dónde ponerla. Como decía, en esos oasis de Occidente, cada vez más infiltrado por virus de toda índole, sea el ébola o la yihad o la xenofobia o la homofobia o..… No sé si el futuro enterrará a Coco Chanel y Armani porque los nuevos diseños parecen más bien trajes espaciales incluso para andar por casa. Tal es la contaminación generalizada de tipo biológico, aéreo, ideológico, religioso, político. Estoy empezando a pensar ya que dentro de la iglesia no hay salvación porque ninguna de ellas pone por encima de todo a la persona que, bajo uno u otro pretexto, siempre acaba pisoteada. Porque incluso fuera de las iglesias, en lo que podríamos llamar la sociedad laica o civil o cínica, parámetros como la verdad o la justicia o la libertad son ya tan irrisibles cuando las personas que encarnan las más altas dignidades y los más respetables valores morales y éticos los burlan, que estoy llegando a la conclusión de que quizá solo pueda salvarse de la quema la amistad. Quizá uno de los pocos valores no canjeables por dinero. Aunque Celestina decía “sobre dinero no hay amistad” también podemos decir que la amistad es ajena al dinero, son algo así como el agua y el aceite, se repelen, no quieren establecer relación o contacto, hay como un pacto secreto, de silencio, para evitar pedir dinero a los amigos, quizá porque se sabe aprendido genéticamente, que el dinero pone en peligro la amistad, y uno prefiere perder sus bienes y su hacienda antes que perder al amigo. Aquellos, perdidos, se pueden recuperar, pero la amistad es algo tan delicado, algo tan frágil, que quizá, perdida, ya no pueda recuperarse. Y ¿qué le queda a uno en la vida si pierde los amigos vivos?, porque los muertos, eso es otra cuestión, eso ya no tiene solución y al menos queda el recuerdo que nos hace sonreír en medio de la tristeza. Porque pasear solitario entre la multitud, tomarse una copa solo en la barra de un bar, sentarse en una terraza a ver pasar la gente hablando y bromeando y sonriendo o riendo a carcajadas mientras tú, inevitablemente te sientes solo, como estás, aunque una atractiva joven parezca fijarse en tu enigmática e intrigante soledad, puede ser una sensación muy hamletiana, puede ser una sensación muy literaria, pero no deja de ser una triste realidad porque el placer, la nostalgia y el dolor si no son compartidos parecen vacíos y no alcanzan la categoría de placer ni de dolor. Acabo esta reflexión afirmando justamente lo contrario de su encabezamiento. Dentro de la iglesia no hay salvación. Hay que buscarla fuera aunque nos sintamos sin la protección de los correligionarios. Sólo la amistad, por encima y a pesar de patrias, religiones, ideologías y banderas, puede salvarnos.

San Juan, 12 de octubre de 2014
José Luis Simón Cámara.

Ironman de Barcelona (4-Octubre-2014)

La crónica de este reto del Ironman, haciendo un símil, la comparo con todo lo que conlleva el día de mi boda ahora que no me escucha mi mujer…. Empiezas a preparar el evento con casi un año de antelación, elegir el traje de boda (mono de triatlón dos piezas o una), las pruebas del menú que comeremos (geles, barritas, bidones de hidratos, sales etc…), zapatillas, bicicleta, neopreno… Vamos de verdad que todo lo que se trata organizar una prueba así tan larga con transiciones y de tantas horas crea mucha inquietud que no falte nada y haber elegido todo bien, sin entrar aún en el tema de los entrenos.

Mucha gente me dice que he ido rápido para llegar al Ironman y con poca experiencia en el triatlón, sólo llevaba dos, un olímpico y el medio ironman de Arenales. Pero después de medio de Arenales, allá por el mes de abril, que lo preparé por mi cuenta y con una buena inercia de trabajo y rutina de entrenos, aunque con mis limitaciones en el sector del agua que es lo que más me cuesta, tomé la determinación y valorándolo con mi mujer una de las partes más importantes aquí entre otras cosas porque ella fue la que me dio el ultimo empujón para que me apuntase. Decidí dar el salto sin pensarlo mucho. Después de que me lo recomendasen varias personas y ver que lo conocían gente del grupo Nacho, Bauti, mi amigo Cayu me puse en contacto con los del grupo de san juan LCR Entrenamiento y más en concreto con Antonio Dieguez un tío de puta madre que vive este deporte como una religión y forma de vida con mucha experiencia y serio. De verdad que si tenéis ilusión por preparar algún tipo de prueba son buenos, bonitos y baratos. Después de vernos y de charrar durante horas me prepararon un plan de entreno según el tiempo que yo le podía dedicar combinando las tres disciplinas y las tiradas largas de los fines de semana, con clases presenciales en la piscina que era y aunque ahora un poco menos sigue siendo mi punto más débil la dichosa natación.

He pasado un verano duro de entrenos, con muchísima calor pero que he sacado bien, casi siempre encontraba frikis que me acompañaban en las tiradas largas de bici y uno de los más importantes mi fiel escudero mi buen amigo Manu Vílchez que el día que se decida a hacer Ironman lo que tengo claro es que el sector de la bici se lo hace con una pierna el tío! La parte de carrera a pie en este grupo que voy a contaros Fernando, Juan Enrique, Jorge Lopez han hecho que fuera fácil… Y la natación sin Antonio Dieguez y Adi otra sin mucha experiencia en esto del Ironman jejejej… no podría haberlo conseguido, hay que seguir trabajando porque creo que es donde más puedo mejorar pero conseguí nadar 3’8 km y con buenas sensaciones. Una vez ya en Calella el mundo Ironman es una pasada charlas, feria del corredor, tiendas etc… La ciudad se vuelca con la marca y la prueba. Ya metidos en el reto y a toro pasado los días previos los pronósticos del tiempo no eran buenos yo me había preparado para sufrir 12-13 horas pero con mucho calor y no con lluvia. Lo primero que los planes que tuvieses de marcas se iban al traste y luego que no sería capaz de hacer los 180 km de la bici bajo la lluvia ya que aún ni me había mojado en ella. El día amaneció temprano sobre las 5:30am para tener tiempo de desayunar bien hacer una buena digestión y dirigirnos a Calella ya que estábamos en casa de mis amigos Isra y Demel en Barcelona siempre que vamos nos acogen en su casa como si fuese nuestra y hacen de anfitriones, guía turístico, niñera vamos que tienen el cielo ganao con nosotros. Salimos hacia allá Isra, mi mujer Natalia (que ejerció de avituallamiento y de jefa de prensa por whatsapp a las mil maravillas vaya Ironamn se casco la tía!!) Y yo no veáis los relámpagos se hacía de día y eran las seis y media de la mañana y la lluvia??? Eso no era llover era diluviar!!! Después de aparcar el coche y que me dejaran solo para ir al box de la bici a hacer todo el ritual antes de comenzar: inflar ruedas, poner barritas y geles en la bici, bidones, neopreno, gorros, gafas etc…. Tenía ganas de llorar eso no iba a ser un Ironman iba a ser un ultraman!!

IMG-20141006-WA0022Ya en la línea de salida del agua después de estar otra vez con mi mujer y mi amigo me despido de ellos con besos y abrazos y ya si llega el momento. El agua estaba perfecta eso sí, y parecía que la lluvia aflojaba. El recorrido era a una sola vuelta con una recta paralela a la orilla de bastante más de 2.500m, salida por grupos de edad que reduce los codazos, ahogadillas y manotazos pero con 2.600 personas en el agua podéis imaginaros lo que recibí. A mitad del recorrido miraba hacia el cielo y veía un solazo que decía que está pasando aquí??? Se ve que todo lo que me iba acordando y hablando con mi padre el hombre dijo o le hecho una mano o este no termina… Noté que me empezaba a cansar cuando pasé por la boya de los 3.000 m que era lo máximo que había nadado pero miré el tiempo, llevaría sobre 1h y dije vas bien Tomás esto lo tienes!! Te quedan 800m. Al final salí del agua en 1h 27min un tiempo regulero, pero al ver a mi mujer a mi amigo y el día tan bueno que se estaba quedando, salí del agua perfecto y gastándoles bromas para que no se preocuparan que estaba todo bien.

Transición rápida y a la bici!! El recorrido era un circuito de dos vueltas largas de 75km y una corta de 30km. Claro las vueltas largas eran 37’5 de ida y 37’5 de vuelta lo aclaro por que meter en menos de  40km a 2.600 personas y una de las condiciones del Ironman es no drafting (ir a rueda de otro ciclista) pues es prácticamente imposible lo aclaro porque he visto que en redes sociales lo han criticado bastante. El circuito es para ponerse todo lo aero que tengas, llano llano y sin viento. Vamos que entre la gente que te empuja, la emoción del reto y el día que se había quedado de bueno volé en la bici sacando una media de un poquito más de 30 km/h y bajando de las 6h en los 180 km que esto sí que es un tiempo muy bueno para mí y que no esperaba hacer por nada del mundo. Al final de cada vuelta hay estaba mujer colocada estratégicamente para cambiarme los bidones y ofrecerme comida no me cansaré de decir lo bien que se ha portado aguantando entrenos interminables y el día de la carrera.

IMG-20141006-WA0032Llegada otra vez al box transición muy rápida y a correr!! Circuito de cuatro vueltas que un maratón siempre es duro pero como había mucha gente y animación no se me hizo largo. Al empezar la maratón y después de llevar más de 7h y 1/2 liao vas caliente como el palo de un churrero y regularte es difícil en los primeros kilómetros, total que el primer parcial de los 10 km me salió una media de 4’30 y ahí ya me di cuenta de que me había equivocado saliendo muy rápido. Al pasar por el km 12 ya vi a mi mujer, amigos, a mi hija que se quedó con mis amigos para que no se le hiciese el día tan largo ni a ella ni a mis amigos y habían preparado un pedazo de pancarta chulísima dándome ánimos. Ya bajo el ritmo a cinco pero sé que tampoco voy a aguantar a ese ritmo, al pasar por km2 2 le doy a mi mujer las gafas y un cinturón que llevaba con geles hablo un poco con ella le explico las vueltas que me quedan aunque no hacía falta estaba más enterada que yo y le digo que no voy muy bien pero que queda poco ya. Al pasar por el km 26 voy vacío ya ni geles ni nada voy de pulsaciones muy bien 135 pero seco, veo un avituallamiento miro el reloj y me digo: Tomás haciendo 4h en la maratón bajas de las 11:30 que ni en  tus mejores sueños pensabas bajar de las 12 así que paré a hidratarme bien a recuperar fuerzas y ese fue mi planteamiento de carrera para los últimos 18 km correr de avituallamiento a avituallamiento. Llegar de la mejor manera posible a meta era el objetivo principal y disfrutarlo al máximo aunque parezca difícil, así que los avituallamientos eran cada 3 km y tampoco me encontraba tan mal como para parar en todos, así que paraba uno si uno no y hacia 6 km corriendo sin parar. Ultimo avituallamiento 6 km y pongo en práctica lo que siempre nos dice Javi Granizo mi “mestre” ponte bien la camiseta que se vea bien el dorsal y a entrar bien guapo y con los brazos arriba en meta. Entro en la pasarela donde están las gradas y aquello es un espectáculo digno de vivirlo la música a tope, la gente animando a tope bufff!!! Se me ponen los pelos de punta de recordarlo. Vuelvo a ver a mi mujer y a mi hija y les digo que entren conmigo en meta pero me comentan que ya le han avisado de que no se puede y que te descalifican. Entro en meta más que corriendo en volandas y entro por debajo de las 4h en la maratón y al ponerme la medalla de finisher le digo al chico que me dé un abrazo jijijiji…. Cada vez me doy cuenta que me gusta más esto del deporte. La verdad que amigos que ya han hecho Ironman me lo advirtieron y tenían toda la razón es un día largo y duro pero disfrútalo al máximo que se pasa rápido y así fue vamos como el día de mi boda jejejeje…. Un saludo. Tomás.

Enlaces sobre esta prueba

Nombre Cat. Natación Bici Carrera Total Pos. Gen. Pos. Cat.
Tomás M/30-34 1:27:24 5:55:10 3:55:30 11:25:24 1132 181

II Media Maratón Ávila Monumental (5-Octubre-2014)

“Ávila del Rey, de Los Leales, y de Los Caballeros”. Es el lema que reza en su escudo, acompañado por una imagen de Alfonso VII encaramado al ábise de la catedral-fortaleza, una parte singular de su afamada muralla.

Son muchos los nombres y las caras de esta ciudad que, como aprendimos a la escuela, es la capital de provincia de mayor altitud en España con sus 1.131 metros sobre el nivel del mar (medido en Alicante, por supuesto).

IMG_20141004_165356Estuvimos este fin de semana allí para correr una media maratón aunque, en realidad, era sólo una excusa para meternos entre pecho y espalda un chuletón de los de a medio kilo la pieza (también los hay de 3/4, para los que les parezca poco).

Hace algún tiempo que frecuento la compañía de mis buenos amigos de Los Paquetes que, como es bien conocido, organizan sus encuentros con ese espíritu que resume bien la frase lapidaria de uno de sus miembros: “correr es una opción, y no la más inteligente”. La comida, por tanto, es un componente esencial de cualquier encuentro, sea éste una salida dominguera por la casa de campo, o un fin de semana completo a cuenta, sin ir más lejos, de una media maratón.

La estrategia de carrera, por tanto, era clara: había que visionar el chuletón cuando fallaran las fuerzas.

Foto carlos VelayosSobre el papel, la carrera me parecía menos dura que la Media de Segovia (una referencia en organización y número de participantes), pero allá abajo, en la arena, cambié de opinión.

Aunque el primer tercio de carrera discurre por calles anchas y con apenas desnivel, la cosa cambia a partir del segundo, con fuertes subidas y algún que otro tobogán, pero, sobre todo, en el último tercio, cuando la carrera entra el casco antiguo —dentro de sus famosas murallas— para seguir un recorrido vertiginoso entre estrechas calles adoquinadas, todo un reto para los corredores si quieren no perder el ritmo.

No se trata, por tanto, de una carrera “para hacer marca”, ni mucho menos, aunque sí es una de esas carreras “para repetir”. Las razones son muchas, y aquí sólo daré cuenta de algunas: en primer lugar, porque el número de participantes, con un límite de 1500 dorsales, permite correr a gusto; también porque el club que la organiza (ecosport) se vuelca en la atención al corredor (avituallamiento, para todos, muy bien atendidos) y en los detalles (grifo de cerveza artesanal y montaditos en meta, o servicio de duchas en polideportivo, con autobús gratuito para acercar a los corredores); pero, sobre todo, por lo acogedora que es la ciudad y su provincia que, como hicimos nosotros, aprovechamos para visitar durante el fin de semana.

A partir de mañana día 15, y hasta Octubre de 2015, se celebra el 500 aniversario del nacimiento de Santa Teresa de Jesús, a la que en Ávila conocen sencillamente por “la Santa”. Confío tener ocasión de volver para celebrarlo corriendo, cómo no, A To Trapo.

Nombre Categoría Tiempo Puesto General Puesto Categoría
Commedia VET-45 MASC 1:54:53 835 108