El rincón de Josele

En A to trapo cabe casi todo el mundo. Sólo se requieren 2 condiciones, la primera es que corra. ¿Cómo?, ¿cuánto?, ¿dónde?, ¿cuándo?, ¿a qué ritmo?, … no importa. La segunda es que acepte y respete los Estatutos del Club, que ni están redactados ni hay intención de ponerse a ello en los próximos 90 años.

Con estas premisas es fácil adivinar que la idiosincrasia de sus miembros es amplia, diversa e ilimitable.

Por tener, tenemos hasta un escritor (¡vaya pluma!), capaz de dar forma de palabras a sentimientos, pasiones, encantos y desencantos; con particular e irreverente querencia hacia lo injusto, la riqueza, el poder, la Iglesia -valgan las redundancias-, pero también hacia lo sencillo, lo entrañable, lo natural; desde la admirable sabiduría de la pléyade de pastores, de incontestables raíces hernandianas -el paisanaje marca-, hasta el recuerdo al amigo que marchó, pasando por la bienvenida al fruto de su fruto, por la despedida al foro de su magisterio o por el recuerdo de aquel mozalbete, de aquel mercado, de aquel poblado, de aquel país del Magreb. Y todo ello con la misma maestría con la que en tanto tiempo ha impartido el saber y el gusto por las letras con el que se deleitan hoy centenares de adolescentes de ayer.

Josele, profesor, poeta, pensador, escritor, corredor, amigo, merece su rincón, nuestro rincón, en este espacio. Es un rincón de vida, un rincón de conocimiento, un rincón de placer, un rincón de encuentro. Es el rincón de Josele. ¡A disfrutarlo!

Cumpleaños de Josele

6 pensamientos en “El rincón de Josele

  1. Sigue siendo NOBEL y viviendo en este PLANETA, nos contagia y alaga como nadie a las 7 de la manyana a veces con banyo y siempre escarbando en la palabra. Un abrazo de los que te disfrutamos.

    • Es mi primer vez y me gusta esta web, me gusta mucho, muchísimo este rincón. Yo corro cuando tengo prisa, aunque poco, porque tengo mis años y muchos esguinces de tobillo. Mi cabeza si que corre, corre como una liebre cuando le da vueltas a algo. Lo malo es que va y viene en un suspiro, y vuelta a ir y a venir correindo, y dar vueltas… Bueno pues corro y como no hay estaturos a los que acogerme pues: Toc. toc, toc, .. ¿Se puede pasar?

      • Carmen, a que esperas ??, los Domingos a las 7:45 de la matina, tullidos, enteros,adormilados,acorralados,…..desde nuestro puento de encuentro al mar y desde alli al infinito !!

  2. Pingback: Plenilunio « Corre con el Cuento

  3. Gracias Jesús. Si me dices el punto de encuentro, allí procurare estar el domingo de madrugada, aunque con el sol fuera. La verdad es que creo que no conocere a nadie.
    Quien me ha dado la referencia del rincón ha sido Olivares.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *